El refugio de BUENO.

Toda persona tiene un refugio. El lugar al que pertenece y a la vez el lugar al que no debería volver. Ese espacio en el que no pasa nada pero todo puede suceder. No es la meta, pero sí el punto de llegada unas veces y el punto de partida otras. El punto de fuga siempre. El sitio al que conviene regresar de vez en cuando, aunque solo sea para que no se olviden de ti. El lugar adecuado en el que siempre encontramos una historia que contar y que cada persona puede hacer suya. Os doy la bienvenida, este es El Refugio.

Así resume Javier Vallina, BUENO, su último trabajo, ‘El Refugio’, una canción única y larga, dividida en 9 canciones individuales, que cuentan una historia circular y que están tejidas de tal manera que forman una pieza única, como esas mantas de colores hechas a ganchillo con restos de madejas, que forman parte de la vida de casi todos nosotros y que muchas veces fueron y serán refugio.

Imagen en primer plano del artista BUENO. Lleva ropa negra sobre un fondo de colores naranja y verde

‘El Refugio’ plantea el recorrido y las vivencias de una persona a lo largo de una noche, desde el momento de partida para acudir al refugio, hasta el regreso al origen. A lo largo de los distintos fragmentos individuales, que se pueden escuchar en todas las plataformas digitales, se cuenta el encuentro, la traición, el desencuentro, el descenso al vacío, el aislamiento y la re-conexión con la realidad. Para saber el final, y el principio, tenéis que escucharlo. Merece cada minuto. 

Deja un comentario